Saltar al contenido

Frecuencia De Entrenamiento

¿Cuántos Días Debo De Entrenar A La Semana?

Muchos son los libros y artículos que hay en internet que determinan un número de entrenamientos semanales para cada persona. Estos vienen determinados en función de su experiencia y condición física. Por ejemplo,  en entrenamiento de fuerza, para novatos  de 2 a 3 días, para intermedios de 3 a 4 días y para avanzados de 4 a 6 (Ratamess et al, 2007).

Se trata de una distribución orientativa y que no corresponde con la realidad. No depende del número de entrenamientos que se realicen durante una semana, se trata de la cantidad de fatiga que acumulamos en cada entrenamiento. Una acumulación excesiva de fatiga puede desembocar en sobreentrenamiento, o aún peor en una lesión.

Entendemos que una persona con cierta experiencia es capaz de tolerar un mayor nivel de fatiga respecto a otra que apenas acaba de empezar a entrenar. Por tanto tendrá que entrenar mas para progresar.

A modo ilustrativo, si la fatiga tolerada semanalmente es un pastel , debemos de cortarlo en porciones. Estas porciones representan las sesiones de entrenamiento semanales. Si cortamos el pastel en tres porciones, las sesiones serán mas largas y estaremos más cansados, pero a cambio tendremos mas días de descanso. Otra opción es dividir el pastel en cinco porciones. Cada porción será más pequeña, por tanto serán sesiones mucho mas cortas y acabaremos menos cansados que en el caso anterior.

Obviamente tenemos que entender que el pastel de una persona veterana será mas grande que el de una persona novata, es decir que tendrá una mayor capacidad de tolerancia a la fatiga como fruto de la adaptación que ha tenido al entrenamiento.

 

CONCLUSIÓN

Por tanto podemos observar que las sesiones de entrenamiento no tienen por qué ser sesiones de dos horas y realizarlas pocos días a la semana. Es posible que sea mas interesante, de cara a progresar, realizar sesiones más cortas, pero más días por semana. También hemos aclarado que la experiencia y la condición física de cada persona no determinan el número de entrenamientos semanales, cosa que viene dada por la cantidad de fatiga tolerada.